¿Sirve el agua de jengibre para perder peso?

Todo lo que necesitas es un poco de jengibre y agua hirviendo.

El agua de jengibre tiene más beneficios de los que te imaginas, y tomarla ayuda a bajar de peso además de mantenerte sana.

El agua es una aliada perfecta en este sentido, ya que nos ayuda a digerir y activa los riñones, esencial para eliminar líquidos.

Junto a ellos, expulsamos además las toxinas que acaban convirtiéndose en grasa, en especial en las zonas de la cadera y el abdomen.

Por otra parte, al llegar a nuestro estómago, este comienza a trabajar. Sin embargo,al ser una sustancia tan limpia, el aparato digestivo se mueve sin esfuerzo.

Con ello, logramos agilizar nuestro metabolismo sin dañar nuestros órganos.

El jengibre logra regular los niveles de azúcar en sangre de una manera sorprendente. Gracias a sus propiedades lograr llevar el azúcar a las cifras necesarias para que el cuerpo funcione correctamente.

Da lo mismo la cantidad que se ingiera, siempre se va a tener la glucosa necesaria para afrontar la jornada, pero jamás ni por encima ni por debajo, siendo éste uno de los puntos principales para perder peso, puesto que el azúcar que no se metaboliza se acaba convirtiendo en grasa y por consiguiente, en kilos.

Cómo preparar el agua de jengibre

Ingredientes necesarios:

-6 tazas de agua
-5 cucharadas de jengibre rallado
-El zumo de 2 limones

Se calienta el agua y en el momento en que llegue a ebullición, se añade el jengibre rallado. Se deja realizar la decocción durante un par de minutos y se retira del fuego para que repose durante otros diez minutos. Después se cuela el contenido y se añade el zumo de limón antes de consumir.

Lo ideal es que se tome en ayunas y a diario para conseguir el efecto deseado.