Consejos para chicas de cómo sobrevivir en un ambiente hostil de trabajo

Y un buen día eres feliz, consigues el trabajo de tus sueños pero lo que nunca mencionaron en la entrevista de trabajo es el ambiente que igual puede no ser el más amigable. Trabajar en un ambiente complejo y hostil no es fácil para nadie, pero podemos hacer algunas cosas para sobrevivir a esos días…

Elige tus batallas.

Evita las guerras de ego. No te desgastes confrontándote con tus otros colegas si no es estrictamente necesario. Concéntrate en tener relaciones tolerables, de respeto pero firmes. Destaca por tus habilidades y no por los contras del otro.

Privilegia la cordialidad.

Grábate este refrán: “lo cortés no quita lo valiente” ya sé que no puedes llevarte bien con todos los de la oficina pero si notan en ti una actitud cordial y amable, no sabrán cómo actuar y no les quedará otra opción que, simplemente, responderte con la misma amabilidad.

No desatiendas tu vida personal.

Busca actividades para después del trabajo. Un círculo de lectura, el gym, salir a caminar, etc. Tener otro tipo de rutina te sirve para despejar la cabeza y estar en contacto contigo mismo. Por ningún motivo permitas que las cargas emocionales negativas de un día laboral agotador, alteren tu relación de pareja o con tus hijos.

Habla bien de los demás.

Todo lo que salga de tu boca  debe ser positivo y propositivo. Céntrate en los aspectos positivos de los demás y saca a la luz ese tipo de características.

Sé honesta, cordial, sincera, correcta y sobre todo  confiable. Valora tu trabajo y ama todas tus actividades. Si esto no está sucediendo, toma tus cosas y busca menores horizontes, no hay nada de malo en volver a empezar.