Migrantes continúan esperando aprobación de reforma migratoria en EEUU

Migrantes continúan esperando aprobación de reforma migratoria en EEUU

La comunidad hispana en Estados Unidos espera que pronto concluya el debate entre legisladores estadounidenses respecto a la reforma migratoria, señaló el vicepresidente de la Alianza de Clubes de Duranguenses en Los Ángeles, Estados Unidos, Miguel Ángel Nevares.

 

Nevares explica que la comunidad tiene alrededor de cinco años esperando a que se tenga esta reforma.

Mientras tanto, agregó que hay ansiedad entre la comunidad, pues necesitan una respuesta concreta para que puedan realizar las acciones pertinentes y lograr la ciudadanía.

Debido a esta incertidumbre han surgido personas que han tratado de abusar de ellos, que les hacen firmar documentos con la condición de ayudarlos a obtener la ciudadanía; sin embargo, indicó que hay conciencia entre este grupo para que no se dejen de engañar que no tienen facultades para ayudarlos.

“Están en espera y están en la angustia que no se sabe cuando surgiría una determinación contundente”, agregó.

Añadió que los estadounidenses saben la aportación económica que hacen los migrantes al país, pero se insiste en que “es difícil y son muchos y que tienen que cubrir ciertos requisitos para darles una residencia, es mucha burocracia y ojalá y que se llegue a un acuerdo satisfactoria para ellos y que termine esta angustia”.

Se estima que en California vivan alrededor de 300 mil duranguenses en distintas ciudades, y en los últimos meses se han percatado que ha disminuido la migración, después de que Estados Unidos incrementó la seguridad en la frontera.

Además de la seguridad que hay en las fronteras, también los migrantes se están enfrentando al abuso de “Los coyotes”, que están cobrando más con la promesa de pasarlos, y en ocasiones los abandonan en el desierto y estos mueren.

Finalmente, comentó que la vida del migrante en Estados Unidos es difícil, que si bien encuentra gente buena que le da trabajo y te emplea temporalmente estos tienen que laborar jornadas extras para poder vivir allá y mandar a sus familiares.